El tiempo - Tutiempo.net
martes 26 de octubre de 2021 - Edición Nº1056

Información Local | 30 sep 2021

El análisis de un eslabón de la cadena productiva de la carne luego de la reapertura de las exportaciones a China

A partir de diciembre el cepo exportador quedará totalmente desarmado según lo anunciado por el gobierno nacional tras una reunión entre funcionarios, gobernadores y la Mesa de Enlace. Sobre el particular hablamos con el consignatario de hacienda local, Horacio Durañona quién se refirió además a la forma de consumir y comercializar la carne en el país.


El Gobierno flexibilizará desde el lunes próximo el cepo a las exportaciones de carne y rehabilitará las ventas de vaca "vieja" a China. Lo anunció el ministro de Agricultura, Julián Domínguez, a gobernadores e integrantes de la Mesa de Enlace de entidades agropecuarias.

Esta medida permitirá concretar el 89% de las ventas cárnicas totales al exterior y luego encaminarse a su normalización a partir de diciembre próximo.

El resto de las exportaciones, que representan el 11% del total, seguirán restringidas hasta el 31 de octubre, según estaba previsto.

“Creo que la decisión política tomada por Julián Domínguez salió por fuerza mayor; el paro del campo estaba organizado ya que el cierre de las exportaciones de carne no tiene lógica en ningún país, máxime cuando la decisión fue por capricho”, sentenció Horacio Durañona, consignatario de haciendas de la firma Saenz Valiente,Bullrich & Cía en contacto con Suárez al Día.

Indicó que, desde la Mesa de Enlace, se logró explicar y consensuar que “esa categoría de carne” a exportar, la Argentina no la consume ni forma parte de la canasta básica de la población, ya que se trata de la vaca de conserva.

“China es un país que necesita comida de todo tipo, y solamente llevan esa carne de menor valor para incorporar a su alimentación a valores razonables, es decir que se exportará a China la vaca de manufactura y conserva”, explicó.

Al ser consultado sobre qué opinión le merece el flamante ministro de Agricultura de la Nación expresó que “quienes conocemos de dónde salió sabemos que nunca va a favorecer al sector del campo ya que es del riñón kirchnerita”, disparó Durañona.

Con contundencia aseguró que “la carne no bajó en las carnicerías”, echando por tierra los argumentos esgrimidos desde el Gobierno Nacional al justificar el cepo a las exportaciones.

“Lo que si bajó fue el mercado de la hacienda en pie, lo que vende el productor, o sea, se vio afectada otra categoría de la cadena productiva, pero la carne en el mostrador no bajó, es decir, no cuidaron el bolsillo del argentino”.

Se refirió además a la "forma" de consumir carne del argentino: "no sabemos optimizar la carne, seguimos consumiendo la carne a la parrilla, en asados solo por conservar la tradición pero creo que así como el Estado un día nos enseñó a manejar con normas de tránsito, que incluyen el no uso del celular, el uso del cinturón, etc., está llegando la hora en que nos digan 'la nalga sirve para milanesa pero también sirve para esto, esto y esto, y de esta forma empezar a consumir mejor los cortes y no sólo al horno o a la parrilla".

"Siempre digo que en china producen autos y andan en bicicleta; con esto quiero decir que no por ser criadores y exportadores de carnes tenemos que necesariamente consumirla nosotros, lo que tenemos que hacer es exportar lo exportable para que le entren divisas al país y nosotros aprender a comer otros cortes y de otras formas".

Avanzada la charla, se refirió además a la forma de comercialización a nivel de frigoríficos de la que señaló "estamos vendiendo la carne en media res como lo hacíamos en 1880, es un sistema muy atrasado que hace que algunos cortes se encarezcan porque el carnicero compra la media res pero quizá en su barrio, por la razón que fuera, no tiene demanda de alguno de los cortes y deba bajar considerablemente el precio para poder venderla antes de que se le eche a perder".

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias