El tiempo - Tutiempo.net
jueves 30 de junio de 2022 - Edición Nº1303

Política | 17 jun 2022

Mesa de Trabajo del PRO sobre temática ambiental y bioeconomía

El concejal de Juntos Ezequiel Filipuzzi y el ingeniero Carlos Duckwen visitaron los estudios de Suárez al Día para comentar la experiencia vivida en la jornada que realizó el PRO de la Sexta Sección Electoral en Coronel Suárez sobre temática ambiental y bioeconomía. El encuentro se desarrolló en la Asociación Israelita con la visita de legisladoras del espacio político.


Por: Ezequiel Villanueva

Participaron del encuentro la senadora nacional del PRO Gladys González, presidenta de la Comisión de Ambiente y Desarrollo Sustentable, la senadora provincial Nidia Moirano, la diputada provincial Anastasia Peralta Ramos, la diputada provincial Abigail Gómez, Fernando Compagnoni y concejales de la Sexta Sección.

“El eje central del encuentro fue avanzar sobre políticas de ambiente y bioeconomía con el propósito de trabajar en una agenda en conjunto, intercambiando proyectos de ordenanzas, contando con profesionales del sector que brindaron capacitaciones, como así también, con la presencia del empresario Cecilio De Souza quien explicó los alcances de su emprendimiento de biomasa”, afirmó el concejal Ezequiel Filipuzzi.

Por su parte, Charly Duckwen encabezó el encuentro del PRO y en su presentación explicó el importante emprendimiento en Biomasa que lleva adelante la familia De Souza y destacó que la bioeconomía se basa en “gestionar de manera eficiente y sostenible la biodiversidad y la biomasa para generar bienes y servicios con nuevos productos, procesos y servicios de valor agregado basados en el conocimiento y la innovación”, expresó.

“Es un proceso con una eficiencia altísima de casi el 100% donde se aprovecha todo para generar energía”, explicó al hacer referencia al proyecto de la familia De Souza, remarcando que es un “modelo de una planta que la podés encontrar en Alemania, en Italia, Suiza y que la tenemos en Coronel Suárez”.

En tal sentido expresó que el proceso comienza en un “feedlot” en un corral de encierro de animales donde se engorada al vacuno para obtener carne, generando “biomasa” con el excremento del animal.

El excremento se transporta hasta biodigestores, especies de cilindros con una cúpula de lona esférica, donde se mezcla con un receta compuesta por pasto, maíz, cebada picada (comestible del ganado) generando gas metano que puede ser utilizado para la combustión haciendo mover un generador eléctrico que se inyecta a la red.

“Por un lado produce carne y el derivado de esa producción, el excremento de los animales –que generalmente quedaba en los corrales—es utilizado como combustible y así obtenemos energía que se inyecta en la red”, comentó y agregó “el biogás termina siendo energía eléctrica”.

Además, aclaró que una vez que el producto no genera “más gas” porque el proceso natural finalizó, se continúa inyectando nueva materia prima (bosta y picado) para continuar con el proceso; mientras que el material inactivo se utiliza como fertilizante natural líquido o sólido.

“Es decir que se genera un subproducto con valor en el mercado”, afirmó.

En un cálculo estimado, la producción de energía con el encierre de unos 3 mil vacunos equivaldría a proveer a unas 1500 viviendas con entre 5/4 ocupantes, es decir aproximadamente unos 6 mil habitantes.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias